Inicio Notas Gentegol Keylor y el Madrid: Cuando la sonrisa se pierde de a poco.

Keylor y el Madrid: Cuando la sonrisa se pierde de a poco.

65
0

Puede que sea el capítulo más exitoso y romántico en la historia del fútbol costarricense, y pasarán muchos años para que tenga su secuela.  Hoy, Keylor Navas hizo maleta y afrontó una realidad que no quiso aceptar en muchas ocasiones, su adiós al Real Madrid.

Fue en agosto de 2014 cuando el costarricense vio cómo su sueño de llegar al gigante español se materializaba. En ese momento la gran mayoría de los ticos también firmó su adhesión con los merengues, muchos de los cuales inclusive guardaron sus camisetas del archirrival para apoyar al compatriota en su nueva etapa. Este año, sin lugar a dudas, fue lo más cercano a un éxtasis futbolístico que un tico pueda tener: La Sele haciendo historia en el Mundial de Brasil con un quinto partido y terminando invicta; para posteriormente emocionarnos con el fichaje de Keylor con el Madrid.

Pero tras la luna de miel vinieron las pruebas, un poco más tarde, el propio Florentino Pérez que le llevó al equipo, le tomaría como moneda de cambio para intentar el fichaje del arquero español David De Gea en varias ocasiones. Cómo olvidar aquel famoso fax tardío, que permitió la permanencia de Keylor por más tiempo en el Madrid.

Ese tiempo adicional que regaló aquél documento a destiempo permitió a Navas y al Madrid, ganar 3 Champions consecutivas siendo el tico su arquero titular, sin dudas un hito que no se olvidará fácil en la historia del fútbol europeo.

A esas alturas, costaba imaginar que alguien de la institución merengue quisiera ver al tico defendiendo otros colores. Pero lo había, Florentino Pérez se sentía inconforme, no sabemos con qué, pero inconforme al fin; muestra de ello fue el fichaje del guardameta belga Thibaut Courtois, un movimiento donde poco importó su pasado como meta del Atlético y los 40 millones de euros que costó su firma.

Tras esa noticia el mensaje era claro, la competencia no iba a ser pareja y el belga tendría que ser titular a cualquier precio. Pese a esto, el mensaje conciliador, y porqué no hasta romántico del costarricense fue: trabajo y pelea. Aunque la afición le respaldaba en cualquier encuesta pública de medios como Marca, AS o El País; Keylor había perdido el encanto con quien verdaderamente importaba, el dueño de la casa.

Un año tardó el costarricense en aceptar su condición de segundo, doce meses en lo que se negaba a aceptar que aunque se sentía amado por la afición, acuerpado por sus compañeros de vestuario y responder con buen rendimiento cuando le exigían…  su realidad no iba a cambiar.

Es el mejor ejemplo de una relación que no pudo tener un final feliz, de esas que te entregas y luchas para que funcione, pero que no cambia y pierdes la sonrisa de a poco; para terminar dando un paso al costado y continuar con tu vida. Ya otros han pasado por ese mismo pasillo, Fernando Hierro, Raúl, Casillas y hasta el mismísimo CR7; y hoy Keylor lo asume.

Paris será su nueva casa, el gigante del fútbol francés que busca desde hace años conquistar Europa, y que con la llegada de Navas solo podemos decir que está más cerca de conseguirlo.

Su Legado en el Madrid:

5 temporadas.

12 Títulos: 3 Champions, 4 Mundiales de Clubes, 3 Super Ligas de Europa, 1 Super Copa de España, 1 Liga de España.

162 Partidos disputados.

438 Paradas.

159 Goles permitidos.

*Datos de Diario AS.